Banner Radio Header

Deporte | Copa Davis | Selección Argentina de Copa Davis | Juan Martín del Potro | Leo Mayer | Guido Pella

A tres años de Argentina campeón de la Copa Davis

Un día como hoy en 2016, el tenis argentino vivía su hora más gloriosa. La conquista de un torneo que se le negó a los mejores, y se había convertido en una obsesión.

La Copa Davis es un torneo que durante muchísimos años le fue esquivo a nuestro seleccionado nacional. Argentina ya había conocido el sabor de la amarga derrota en los partidos definitorios por el ansiado trofeo, lo que convertía en una verdadera y cruel utopía, algo que parecía jamás alcanzarse en los peldaños del mejor tenis argentino en toda su historia.

El seleccionado argentino de tenis, que compite bajo la bandera de la Asociación Argentina de Tenis, llegó a tener tres top ten en el equipo nacional, y no podía llevarse la "Ensaladera de Plata". La situación ya era un karma para los representantes de la celeste y blanca: la Copa Davis comenzó a ser “la obsesión” que nunca podía cumplimentarse.

Habían pasado cuatro finales. De ellas, una en condición de local con una superficie modificada en Mar del Plata con resultado adverso, allá por el año 2008. Tras 116 años -hasta ese momento, ya que la Copa comenzó como tal en 1900- las desilusiones fueron constantes.

Embed

Aquella edición de 2016 claramente no fue la favorita para obtener el trofeo. El calendario marcó todas las definiciones fuera del país, en condiciones absolutamente adversas. A ese equipo, se le sumó Juan Martín del Potro, en un regreso absolutamente épico en cuanto a adquisición de ránking. Además, entre medio, obtuvo la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro en 2016, batiendo nada menos que a Novak Djokovic y Rafael Nadal, como raquetas más importantes.

Tras la sorpresa para ganarle a Polonia en octavos de final con Pella y Mayer en un gran nivel en GDansk; a Italia en cuartos con un Delbonis intratable en Pesaro junto a larevolución por dejar a Andy Murray y Gran Bretaña humillados en su propia casa en semifinales;Zagreb era el lugar para alcanzar la gloria, frente a un equipo croata claramente favorito con un Marin Cilic excepcional, N°6 del ránking por ese entonces.

Hasta ese momento, sólo Francia en 2001 logró ganar la Davis tras jugar las cuatro eliminatorias lejos de su país.

Argentina se consagraba en la Davis en su quinto intento, sin ningún jugador entre los primeros puestos del ránking ATP en aquel tiempo. Se ubicaba por fin en el selecto grupo – en la actualidad, son quince-, de países que alguna vez levantaron la ensaladera. La obsesión y la utopía, hace tan solo tres años, se convirtió en una realidad…

Dejá tu comentario

Seguí leyendo