Banner Radio Header

Opinión | Kairós | Carlos Fernando Jiménez | Epuyén | Chubut | Allanamientos | Cannabis

Carta abierta, por Carlos Fernando Jiménez

Estas palabras son para dar a conocer la injusticia de la que estamos siendo víctimas emprendedores y trabajadores, pero sobre todo usuarios/as de productos terapéuticos naturales.

Me llamo Carlos Fernando Jiménez, soy emprendedor, tengo un hijo de 9 años, vivimos en Epuyén, Chubut, Argentina.

Estas palabras son para dar a conocer la injusticia de la que estamos siendo víctimas emprendedores y trabajadores, pero sobre todo usuarios/as de productos terapéuticos naturales.

Me refiero a los tres allanamientos ocurridos en plena situación de pandemia mundial, el miércoles 29 de julio en Epuyén, sin respeto por el aislamiento social, y con la posterior detención de quien escribe, el secuestro de diversos y abundantes insumos, materiales de trabajo, mi notebook personal y laboral, mi teléfono y el de una compañera, productos terminados, dinero personal y del emprendimiento, así como de las y los productores de una feria regional, y para resumir, una causa federal que pesa sobre mi persona, por supuesta comercialización de estupefacientes, acusación por demás falsa e infundada; un clásico atropello policial/mediático.

Considero que este procedimiento compromete profundamente la seguridad de cada argentino/a, y la continuidad de nuestro trabajo; el cual representa mi fuente de subsistencia, el trabajo de varias personas, así como la salud y el bienestar de cientos de ciudadanos y ciudadanas en su mayoría de edad muy avanzada.

El emprendimiento que ha sufrido esta farsa indignante, lleva por nombre “Kairós, Salud y Placer”, en el cual producimos y comercializamos una amplia gama de productos naturales para la salud, (muchos de ellos son fitopreparados elaborados artesanalmente por nosotros, o por otros productores y artesanos de la zona) entre los cuales ofrecemos aceites esenciales (Lavandín, Enebro, Ciprés), aceites vehiculizantes (Rosa Mosqueta, Oliva, Almendras, Jojoba, Argán) cremas para el cuidado de la piel, productos naturales para la higiene personal, entre muchos otros, y los legendarios aceites de Cannabis Sativa de alto THC en tres concentraciones, de alto CBD, tinturas madre, y pomadas, todos elaborados con minuciosa paciencia, insumos de primerísima calidad y con resultados sobresalientes que no paran de sorprendernos casi a diario, a través de años de perseverancia. Los cientos de testimonios que atesoramos y podemos compartir, hablan por nosotros.

El éxito de todos nuestros productos se lo adjudico principalmente al cuidado de su calidad, la atención que brindamos, y básicamente a la entrega y el amor con el que día a día construímos este proyecto, que hace al bienestar de la sociedad, así como al desarrollo de una economía más justa y solidaria, basada en ideas, esfuerzo y la voluntad de personas honestas.

No es justo vivir con miedo hacia las fuerzas que deberían proteger un sano desarrollo de la artesanía, la industria y el comercio nacional, sobre todo cuando hablamos del ataque sistemático a proyectos que tienen demostrado impacto positivo en la sociedad, la salud, la economía local, el cuidado del medio ambiente; y son, al igual que Kairós, perseguidores de la calidad, de una expansión que preserva íntegramente el bien común, sin detrimento hacia ningún aspecto de la comunidad ni el ecosistema.

Esta es una convocatoria a aquellos usuarios/as de nuestros productos, así como comercios o proveedores de servicios, emprendedoras/es, asociaciones, clubes, o a quienes sientan solidarizarse, a que se manifiesten para detener el atropello a este noble emprendimiento, por las consecuencias negativas que a la sociedad, sobre todo a las/os adultos mayores estaría acarreando.

También a quienes conozcan nuestra trayectoria y desempeño, les invito a contactarse para colaborar exigiendo por mi sobreseimiento, y la devolución íntegra de todo lo incautado en perfectas condiciones.

Carlos Fernando Jiménez - DNI 26.616.643.

CienPuntoUno 2020

Dejá tu comentario

Seguí leyendo