Banner Radio Header

Salud | Vacuna | Coronavirus | menstruación | Covid-19

¿Cómo impacta la vacuna contra el coronavirus en la menstruación?

Entre las afecciones frecuentes, aparecen períodos más temprano, flujos más abundantes y calambres más dolorosos.

Cada vez son más los informes que dan a conocer sobre los cambios en el ciclo menstrual poco después de la vacunación contra el Covid-19, ya sea porque el sangrado apareció antes de lo esperado (unos días después de la vacuna) o bien porque fue más intenso y/o más doloroso de lo habitual. ¿De qué se tratan estas irregularidades?

La alerta comenzó en una discusión de Twitter de cómo se habían alterado sus ciclos después de aplicarse la vacuna. Períodos que aparecían más temprano, flujos más abundantes y calambres más dolorosos eran algunas de las afecciones frecuentes.

Como es todavía frecuente el sexismo dentro del sistema médico, el impacto de las vacunas en la menstruación no se rastrea en los estudios. La mayoría advierte cuando un sangrado es lo suficientemente intenso como para requerir una visita a la sala de emergencias, pero no si se trata de un período que se adelantó, de pérdidas intermenstruales o de cambios en el sangrado.

La ginecóloga Jen Gunter sostiene que el motivo para tener en cuenta estos reportes no es la posibilidad de que las vacunas dañen el útero, sino porque es algo que debemos entender. “Imaginate no saber que la fiebre puede ser un efecto secundario, te podrías preocupar cuando lo que estás experimentando es algo esperable. Lo mismo pasa con las irregularidades en la menstruación”.

Analizando estudios anteriores, buscando entender la relación entre las vacunas, como la del HPV y el ciclo menstrual (si bien pocos e insuficientes para poder sacar conclusiones), encuentra que se trata de síntomas comunes, mientras que no se encuentran ni abortos espontáneos ni infertilidad, algo que aparecería si la vacuna estuviera dañando los órganos.

¿Cuál podría ser el vínculo de la vacuna de Covid-19 con la irregularidad menstrual? Hay varias posibilidades: un impacto en los mensajes químicos del cerebro a los ovarios, en los mensajes químicos de los ovarios al útero, o bien un impacto que afecta directamente al revestimiento del útero, publicó Filo News.

Según Gunter, el mecanismo más probable para explicar que el sangrado aparezca a los pocos días de administrar la vacuna es un impacto en el revestimiento del útero (endometrio), ya que el endometrio es parte del sistema inmunológico.

Está involucrado en el mantenimiento del microbioma del útero (sí, hay uno), en la defensa contra agresiones infecciosas, en la menstruación, así como en las complejas interacciones del sistema inmunitario necesarias para la implantación del embrión y el desarrollo temprano de la placenta. Esto también podría explicar los dolores más intensos.

"La falta de datos sobre los ciclos menstruales y las vacunas es exasperante. No me preocupan los efectos posteriores relacionados con la infertilidad o los abortos espontáneos recurrentes, ya que esto ha sido bien estudiado para una variedad de vacunas. Pero saber sobre la irregularidad menstrual es tan importante como saber sobre la fiebre", concluye.

"Nos faltan muchos datos porque parece que no vale la pena estudiar los efectos menstruales, y vale la pena hacer el esfuerzo. Pero también es importante reconocer que encontrar respuestas puede ser un desafío".

CienPuntoUno 2020

Dejá tu comentario

Seguí leyendo