Banner Radio Header

política/judiciales | YPF | Coronavirus | Burford | Economía | Cristina Fernández de Kirchner

Juicio por YPF: la jueza Preska falló contra la Argentina

La jueza Loretta Preska decidió que la causa debe tramitarse en Nueva York y no en Argentina. Opciones, montos y otros detalles de una demanda de gran impacto.

“Es un resultado adverso que era esperado. Jugamos una estrategia que no era nuestra sino del gobierno anterior, que no estaba mal, pero ahora hay que mirar para adelante y ver como se sigue”. Lacónico, el funcionario del gobierno nacional resume su parecer sobre el fallo de Loretta Preska, jueza de la Corte del Distrito Sur de Nueva York, quien decidió ayer que el multimillonario juicio como consecuencia de la expropiación de YPF se tramitará en EEUU, y no en Argentina como pretendía los abogados de la empresa y el Estado.

En los pisos superiores de la torre de la petrolera en Puerto Madero y en las oficinas de la Procuración del Tesoro, el equipo de abogados de Estado a cargo de Carlos Zannini, ya delinean la estrategia con la que buscará convencer a Preska de que tienen razón, de que todo lo actuado en la expropiación o renacionalización –según quien lo describa– es legal y que no hay que pagar nada. Ni un solo centavo. Un argumento que, con algunos pocos matices, también esgrimieron los abogados de la Procuración cuando Mauricio Macri era presidente. El reclamo es gigante y la compensación podría rondar los USD 3.000 millones, aunque otros cálculos multiplican por cuatro esa cifra.

Como sea, se trata montos muy alejados de las posibilidades de una Argentina en crisis, que renegocia su deuda pública y que aún no sabe cómo le hará frente al impacto económico del coronavirus.

LA CAUSA

YPF volvió a manos del Estado en 2012, durante el gobierno de Cristina Kirchner. Accionistas minoritarios sintieron que no obtuvieron el mismo trato que la española Repsol (a la que el Gobierno le pagó más de USD 5.000 millones en bonos) y unos años después fueron a la justicia de EEUU a reclamar, entre otras cosas porque la petrolera cotiza en Wall Street. En rigor, quien litiga es Burford Capital, un cuestionado bufete especializado en estos temas a los que muchos lo consideran una suerte de “fondo buitre”. Burford habría comprado los dos juicios.

COMO SIGUE EL JUICIO

En principio, Preska les dijo a las partes que intenten fijar una agenda común para el juicio. Tienen 14 días, pero es muy probable que no se pongan de acuerdo; si pasa eso, la magistrada lo hará.

Hasta ahora el estudio neoyorquino Skadden representaba al país en EEUU. En febrero se sumó Sullivan & Cromwell y en los pasillos del poder aseguran que será la única defensa de acá en más. A YPF lo representa en ese país Cravath, Swaine & Moore.

Fuente: Infobae

Dejá tu comentario

Seguí leyendo