Banner Radio Header

Política | Vaca Muerta | Petróleo | Guillermo Pereyra | Alberto Fernández | Matías Kulfas

Vaca Muerta: petroleros amenazan con paro

El secretario general del Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa, Guillermo Pereyra, adelantó que mañana mantendrán una reunión con diferentes ministros para calmar el clima de conflictividad.

Desde agosto del año pasado las cosas en Vaca Muerta no están resultando. A partir del congelamiento de tarifas a los combustibles aplicado por el macrismo la situación no se ha recompuesto. Al contrario, se han complicado y hoy se transita una gran tensión.

Tanto en los trabajadores, en alerta por posibles despidos, como en las empresas, que están planteando una baja de las retenciones a las exportaciones.

El presidente Alberto Fernández recibirá a petroleras que reclaman por las tarifas y Matías Kulfas mañana viernes se encuentra con los sindicatos, que amenazan con un paro si no hay solución ante unas 1.200 suspensiones y despidos

La situación en Vaca Muerta está lejos de ser la que muchos esperaban, con menos equipos operando, 1.200 suspendidos y 685 despidos y un clima de conflictividad latente que puede traducirse en un paro general el próximo 28 de enero, cuando caiga la conciliación obligatoria.

“Nosotros vamos mañana a reunirnos con Kulfas y con el ministro de Trabajo Claudio Moroni, porque se está por caer la conciliación obligatoria y hasta ahora nunca nos llamaron desde las empresas”, explicó el secretario general del Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa, Guillermo Pereyra, a Infobae.

Sabemos que la situación del gobierno es complicada y nosotros vamos a acompañar, pero no lo vamos a hacer con compañeros en la calle.

Mientras recorre diferentes asambleas y trabaja en un “multitudinaria” movilización para el próximo 23 de enero, Pereyra adelantó que, además del reclamo, traerán una posible solución.

“No nos queremos meter en la discusión de precios que lleva adelante el Gobierno, pero entendemos que en un escenario donde hay un crecimiento del crudo por los conflictos bélicos se podría trabajar en un sendero respecto del congelamiento del litro de combustible. Lo mismo con el tema retenciones. Entendemos que se puede marcar un camino y proponer bajar de 8% a 5% para aquellas empresas que más inviertan”, expresó.

Pereyra busca negociar y asegura que “los tiempos son apremiantes” y así se lo hará saber a Kulfas y Moroni. Mientras tanto, hizo un llamamiento para que se sumen los políticos de la provincia.

“Queremos invitar a los legisladores nacionales, del partido que sea, que representan a la provincia de Neuquén, los vamos a invitar para sumarse a nuestra propuesta, porque acá están los intereses de la provincia de Neuquén”, dijo Pereyra en la última asamblea.

Y, por si no quedó claro, remató asegurando que iban a "demostrar, de una vez por todas, la fuerza de esta organización sindical”.

Dejá tu comentario

Seguí leyendo