Buscan a un militante de ultraderecha por el asesinato del exPuma Aramburu

La policía local sospecha de un exsoldado y miembro del Union Defense Group, una organización estudiantil de ultraderecha, que está acusado de disparar contra el rugbier luego de una pelea callejera en el barrio de Saint Germain.

domingo, 20 de marzo de 2022 - 6:46

La policía de Francia buscaba a una mujer y dos hombres, uno de ellos militante de ultraderecha, como responsables del asesinato del exrugbier argentino Federico Martín Araumburu, ocurrido en la mañana del sábado a la salida de un bar en el centro de París.

La brigada penal que promueve la investigación del caso identificó a un activista de ese perfil ideólogico, con antecedentes de violencia, quien presuntamente fue autor de los disparos que mataron al exintegrante de Los Pumas. La prensa francesa refleja que Aramburu recibió cuatro balazos: uno en la columna, el segundo en la nuca, el tercero en el muslo derecho y el último en el flanco izquierdo.

Leer más: “Un ex Puma fue asesinado en el centro de Francia”

El periódico Le Figaro publica que las autoridades francesas están detrás de un sujeto llamado Loïc Le Priol, exsoldado y miembro del Union Defense Group (GUD), una organización estudiantil de ultraderecha disuelta en 2017 pero muy activa durante las décadas de los ’70 y ’80 en las facultades.

En 2015, Le Priol estuvo implicado en una golpiza a punta de pistola a otro exmiembro de GUD, revela el diario.

El incidente que derivó en el asesinato del argentino ocurrió el sábado a las 6.15 hora local en el local gastronómico Le Mabillon, del barrio de Saint-Germain, al que había asistido con el francés Shaun Hegarty, su socio comercial y también excompañero en el club Biarritz Olympique, publicó Télam.

El hecho

Los exrugbiers iniciaron una discusión con dos hombres que se ubicaban en una mesa contigua y se invitaron a pelear sobre el boulevar Saint-Germain. Los golpes terminaron cuando uno de ellos exhibió una pistola automática, según testigos.

Minutos después, Aramburu y Hegarty caminaban por el boulevar Saint-Michel cuando se les aparejó un vehículo marca Jeep, de aspecto militar y conducido por una mujer, del que se detonaron entre cinco y seis disparos.

El argentino, de 42 años, padre de dos hijos, recibió cuatro impactos de bala y murió antes que los rescatistas llegaran al lugar para socorrerlo.