Crimen de Fernando Báez Sosa: “No queremos venganza, queremos justicia”

A tres años del asesinato del joven afuera de un boliche de Villa Gesell, los padres encabezaron un acto en la ciudad de Dolores, donde se está desarrollando el juicio contra los 8 imputados.

jueves, 19 de enero de 2023 - 10:31

Silvino Báez y Graciela Sosa, padres de Fernando Báez Sosa, quien fue asesinado a golpes el 18 de enero de 2020 en la puerta del boliche Le Brique, de Villa Gesell, encabezaron un acto en el centro de la ciudad de Dolores, donde los rugbiers oriundos de Zárate están siendo acusados de homicidio agravado.

Ayer, en un nuevo aniversario del crimen, más de 2.500 personas se acercaron  para expresar apoyo a los padres del joven estudiante de abogacía y pedir que la ley sea aplicada bajo el lema “justicia es perpetua”.

“Estoy de pie por Fernando”, expresó Graciela Sosa entre el llanto y el dolor por la ausencia física de su hijo, al mismo tiempo que aseguró que esta lucha también es “por todas esas madres que también perdieron a sus hijos y no tuvieron justicia”.

“Preparamos la valija en busca de Justicia, no queremos venganza, solo que paguen lo que le hicieron a mi hijo”, dijo con la voz entrecortada, recordando el día que viajaron para asistir al juicio que enfrentan los ocho jóvenes de Zárate en el Tribunal Oral en lo Criminal Nº1 de Dolores.

Con profunda congoja, la mujer aseguró que Fernando era el que les daba “alegría” en sus vidas y que, ante su ausencia, están “vacíos y solos, sin nadie en la casa”. También, la madre de quien fuera asesinado a patadas contó que cuando vio las imágenes de cómo los imputados en la causa se violentaban con Fernando hubiese deseado tirarse arriba del cuerpo de su hijo “para que no lo golpearan”.

“Te amo Fernando, con toda mi alma. Es lo mejor que Dios me ha dado, era mi alegría, mi compañerito, hoy me quedé sin todo eso”, concluyó Graciela.

Por su parte, su esposo, Silvino Báez, agradeció a quienes estaban presentes y sostuvo que necesitan “justicia y paz, para poder seguir viviendo un poco más”, al mismo momento que señaló que “en algún momento” va a volver a ver a su hijo.

El homenaje tuvo, además, un momento inicial que conmovió a todos: los padres del joven de 18 años se ubicaron en el centro del escenario y prendieron tres velas que referían a los tres pilares de su familia, Fernando y ellos.

El acto central fue declarado de “interés municipal” por las autoridades dolorenses y contó con la presencia de los abogados querellantes, Fernando Burlando y Fabián Améndola, familiares de la víctima que llegaron con globos blancos y vestidos con remeras con la cara de Fernando.

Además de Dolores, otras ciudades tuvieron convocatorias numerosas en relación al aniversario de la muerte de Fernando: Villa Gesell, Mar del Plata y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, más precisamente, en el Obelisco y en el barrio de La Recoleta, donde residía el joven que fue asesinado.

En tanto, el Colegio Marianista, donde Fernando terminó sus estudios secundarios, recibió donaciones de alimentos no perecederos, a fin de honrar la ausencia del joven, cuya principal virtud era la solidaridad.

Fuente: Minuto Uno.

Musters Vinoteca
Banco Chubut
Orizon