En los últimos tres años se pavimentaron más de 500 cuadras en Comodoro

La gestión municipal que encabeza el intendente Juan Pablo Luque cumple con el ambicioso plan de obras públicas destinado a los distintos sectores de Comodoro Rivadavia, que se potencia año tras año.

martes, 17 de enero de 2023 - 8:00

Muchas de las obras forman parte del plan de mejoramiento de la trama vial que lleva adelante el Municipio, algunas de las cuales cuentan con el financiamiento del Gobierno nacional, a través del programa Argentina Hace, como resultado de las gestiones efectuadas por el intendente Luque ante el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis.

En ese sentido, el presupuesto de este año destinado a obras de pavimento, supera el 40 por ciento dentro de las obras de infraestructura, y a pesar de la complejidad de muchos sectores por la geografía que posee la ciudad, ya se asfaltaron más de 500 cuadras en lo que va de la gestión.

Leer más: “Luque: “Estamos felices de comenzar el año con obras y licitaciones permanentes”

En ese sentido, se destacan los trabajos de pavimentación y cordón cuneta que se realizan en el barrio Castelli, con más de cuatro mil metros cuadrados de pavimento, con acceso a la ruta nacional 3 y pluviales que desembocan en el arroyo Belgrano. En este caso, la inversión de más de 40 millones de pesos, provienen de las arcas de la Municipalidad.

Otra de las grandes obras que avanzan, en este caso en la zona norte de nuestra ciudad, es la construcción del pluvial y pavimentación en la calle Ewald Flagel, una importante arteria del barrio Divina Providencia. Luego de finalizarse la etapa de construcción del pluvial y el armado de los cordones cuneta, quedará la finalización con el asfaltado de esa arteria.

Mientras que, en la zona sur, la pavimentación de la calle Código 748 y sus distintas arterias perpendiculares, que comunica el barrio Cordón Forestal y Abel Amaya con la Fracción 14 y 15, también avanza con la colocación de los cordones cuneta y promete un importante mejoramiento vial y urbano en ese transitado sector.

Pavimentación y doble satisfacción

Durante la recorrida por el barrio San Cayetano, el intendente explicó que “el pavimento es la última infraestructura, es a lo que todos queremos llegar luego de los servicios básicos. Sabemos que todavía hay mucho por hacer en esta ciudad que es inmensa y que crece constantemente. Todavía restan pavimentar más de cuatro mil cuadras, pero sin dudas nos quedan las cuadras más difíciles, donde hay otras situaciones que resolver previo a poder ejecutar el pavimento”.

De todas maneras, Luque advirtió que pudieron lograr llegar con pavimento en zonas que estaban abandonadas y de difícil resolución por la topografía, como la zona alta de La Floresta; la zona alta de General Mosconi, Simográfica; y otras de demanda histórica como el Cordón Forestal que está en etapa de cordón cuneta,

“Nos pone contentos seguir avanzando en distintos sectores. Ya el cordón cuneta cambia la fisonomía del barrio, ordena, hace que el agua de lluvia se escurra por el cordón cuneta y no dañe la calle, así que es el último paso para seguir pavimentando”.

El mandatario municipal sentenció que “hay mucha obra de pavimento, pero en la medida que podamos avanzar con los servicios básicos, podemos después avanzar con pavimento. Para nosotros es una doble satisfacción concretar cada cuadra que hacemos de pavimento, no solo mejoramos la calidad de vida del vecino, mejoramos el valor inmobiliario, evitamos que las lluvias estropeen las calles y aliviamos al sector de mantenimiento de calles”.

Trama vial y ordenamiento urbano

El secretario de Obras Públicas, Maximiliano López, detalló que la obra en San Cayetano se trata de “una zona compleja por su geografía y los cerros que hay, se va ordenando de a poco una parte importante del corazón del barrio que hacía un tiempo que estaban pidiendo este tipo de obras”.

Los trabajos además incluyen la pavimentación de la calle Pallahuala, que es un cierre de trama donde circula el colectivo en la conexión con la avenida Polonia. “Y en la calle Código 542 se va a estar haciendo una parte con mucha pendiente que es como un cerrito; el pavimento de esas dos calles se hará con talúes de hormigón”, explicó.

El funcionario municipal recordó que el año pasado, en ese mismo sector “estuvimos haciendo una obra de drenaje, que incluyó además de la cañería un montón de movimiento de suelo, y junto con esa obra, ahora podemos avanzar con lo que es la nivelación y el cordón cuneta, pero primero había que hacer la obra de la superficie de abajo que era muy compleja”.

Sin embargo, “pudimos terminar y eso mejora uno de los reclamos de parte del sector con lo que es el salitre, porque hay napas que se meten en las casas y esta obra de drenaje, permite solucionar esa situación e ir avanzando con cordones cuneta y pavimentación para ir completando la trama urbana y el ordenamiento del sector”.

Musters Vinoteca
Banco Chubut
Orizon