Julio podría ser el mes más caluroso que se haya registrado en el planeta en más de 100 mil años

Ya junio había batido un récord histórico, pero este mes las nuevas olas de calor registradas en América del Norte, Europa, parte de África y Asia aceleran las marcas térmicas. Qué podría pasar por el fenómeno de El Niño.

viernes, 21 de julio de 2023 - 9:13

En junio se registró la temperatura media mundial más cálida de la historia, que continuó este mes, según la Organización Meteorológica Mundial. Todo indica que julio será el mes más caluroso que se haya registrado en la Tierra, y posiblemente en más de 100.000 años, según la agencia espacial NASA de los Estados Unidos.

Durante todos los días de este mes se han batido récords de temperatura media anual, y ya son 17 los días de julio más calurosos en más de 40 años de observaciones mundiales.

Mientras tanto se han estado registrando diferentes fenómenos meteorológicos extremos. Desde Arizona en los Estados Unidos hasta Roma, en Italia, pasando por China, se han registrado temperaturas récord, con olas de calor. Esas olas de calor abarcan ahora cuatro continentes: América del Norte, Europa, Asia y parte de África (Mali, Senegal, Mauritania, entre otros).

Leer: “Comenzó la ampliación de las redes de agua en Las Heras”

“Estamos asistiendo a cambios sin precedentes en todo el mundo. Las olas de calor que estamos viendo en Estados Unidos, en Europa, en China, y derribando récords a diestro y siniestro. No es una sorpresa”, afirmó Gavin Schmidt, quien dirige el Instituto Goddard de Estudios Espaciales de la NASA.

En junio se registró la temperatura media mundial más cálida de la historia, que continuó este mes, según la Organización Meteorológica Mundial. Todo indica que julio será el mes más caluroso que se haya registrado en la Tierra, y posiblemente en más de 100.000 años, según la agencia espacial NASA de los Estados Unidos.

Durante todos los días de este mes se han batido récords de temperatura media anual, y ya son 17 los días de julio más calurosos en más de 40 años de observaciones mundiales.

Mientras tanto se han estado registrando diferentes fenómenos meteorológicos extremos. Desde Arizona en los Estados Unidos hasta Roma, en Italia, pasando por China, se han registrado temperaturas récord, con olas de calor. Esas olas de calor abarcan ahora cuatro continentes: América del Norte, Europa, Asia y parte de África (Mali, Senegal, Mauritania, entre otros).

“Estamos asistiendo a cambios sin precedentes en todo el mundo. Las olas de calor que estamos viendo en Estados Unidos, en Europa, en China, y derribando récords a diestro y siniestro. No es una sorpresa”, afirmó Gavin Schmidt, quien dirige el Instituto Goddard de Estudios Espaciales de la NASA.

A todo se suma que ya están dadas las condiciones para que se active el fenómeno de El Niño: el calor almacenado en el Océano Pacífico se acumula en su superficie, provoca cambios en los patrones climáticos de todo el mundo y liberando más calor y humedad a la atmósfera.

Leer: “Antonella Risso: ”En el nombre de resolver el cambio climático estamos haciendo desastres”

Los climatólogos afirman que el calor oceánico está contribuyendo probablemente a lo que han sido olas de calor históricas en tierra, incluso en muchos lugares acostumbrados desde hace tiempo a veranos extremos.

Es probable que la tendencia al calentamiento alimente las condiciones meteorológicas extremas a lo largo del próximo año, a medida que El Niño siga fortaleciéndose, estimó Schmidt.

El Niño significará probablemente que 2024 será aún más cálido que este año, que podría a su vez establecer un récord de temperaturas medias mundiales más altas.

Uno de los problemas que aún persiste es que no toda la población mundial tiene acceso a la información que dan los sistemas de alerta temprana que avisan sobre la probabilidad de que ocurran fenómenos extremos.

Esos sistemas de alerta temprana y preparación han salvado ya decenas de miles de vidas y cientos de miles de millones de dólares. Pueden ayudar a minimizar los daños a las personas, los bienes y los medios de subsistencia desencadenando una acción temprana bien preparada y probada.

Sin embargo, en 2022 sólo la mitad de los países del mundo estaban protegidos por sistemas de alerta temprana frente a peligros múltiples. Las cifras son aún más bajas en el caso de los países en desarrollo: menos de la mitad de los países menos desarrollados y solo un tercio de los pequeños Estados insulares en desarrollo cuentan con un sistema de alerta temprana multirriesgo.

Por este motivo, el Secretario General de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, lanzó la iniciativa Alerta Temprana para Todos, que impulsa que todos los habitantes de la Tierra estén protegidos por sistemas de alerta temprana antes de 2027.

Fuente: Infobae.

Orizon
Musters Vinoteca