Policías acusados por abuso de autoridad en Ricardo Rojas: el viernes se conocerá el veredicto

Este martes fue el día de los alegatos finales en el debate contra los policías acusados por abuso de autoridad, vejaciones y privación ilegítima de la libertad  de una médica veterinaria de Ricardo Rojas.

martes, 18 de octubre de 2022 - 6:40

 

El juez Ariel Quiroga dio por concluida la etapa de debate en el marco del juicio oral y público que se lleva adelante contra el subcomisario Gabriel Segundo Cayupul y la sargenta Patricia Elizabeth Gajardo acusados por la fiscalía como presuntos autores de los delitos de privación ilegítima de la libertad, vejaciones y abuso de autoridad. En los alegatos finales, los representantes del Ministerio Público Fiscal y la querella particular, peticionar al tribunal que declare a los acusados autores penalmente responsables de los delitos endilgados. En tanto, el abogado particular Carlos Cerbino, solicitó la absolución de sus defendidos por aplicación del beneficio de la duda. Por último, el magistrado convocó a las partes a que se presenten en la sala de audiencias el próximo viernes 21 de octubre a las 12:00. En ese acto judicial Quiroga informará su veredicto.

En el último día de audiencias de debate los policías acusados, utilizaron su derecho a declarar. En este marco, el subcomisario Cayupul ofreció su propia versión de los hechos. En tal sentido repasó las circunstancias en las que se encontró con la víctima en la dependencia policial. Según el funcionario policial, la mujer se encontraba muy exaltada y en aparente estado de ebriedad. A ello, agregó que su actividad consistió en labrar un acta e informar a la fiscalía federal de la situación. Asimismo, negó haber mantenido una discusión con la denunciante. También desconoció haber impartido a su subalterna una orden de detención y requisa para la damnificada.

Por su parte, Gajardo, mantuvo un relato similar al de su superior, respecto de los hechos ocurridos la noche del miércoles 29 de abril de 2020 en la localidad de Ricardo Rojas. En tanto, reconoció que realizó una anotación en la que figuraba el nombre y apellido de la víctima, junto a la palabra “detenida”.

Alegatos finales

La Procuradora Marisol Sandoval sostuvo que, mediante la producción de la prueba testimonial e instrumental, se logró acreditar la teoría del caso presentada por la Fiscalía. En este sentido, destacó el testimonio de la víctima, referida a las características del baño de la comisaría donde fue obligada a desvestirse.

También se refirió a las pericias efectuadas sobre las notas secuestradas, el libro de actas, y los dispositivos. Sandoval consideró que existió una situación de privación ilegítima de la libertad porque los funcionarios policiales nunca le informaron a la víctima los motivos de su detención. Asimismo, manifestó que el delito de vejaciones se produce al momento en que la agente Gajardo le ordenó a la denunciante que se desvistiera en el baño de la comisaría para constatar que no portaba un arma de fuego o un cuchillo.

En esta línea argumentativa, indicó que el abuso de autoridad se concreta a raíz de la orden emitida por Cayupel con el único propósito de afectar la dignidad de la mujer detenida.

Por su parte, el abogado de la querella Gustavo Oyarzun, compartió las consideraciones del Ministerio Público Fiscal, respecto de los pormenores de la prueba rendida en el debate. En tanto, propuso que para la interpretación de la prueba se deben contextualizar los hechos de violencia institucional.  En este contexto, destacó que el testimonio de la víctima fue claro, sostenido en el tiempo y corroborado mediante la prueba independiente. A ello agregó que la credibilidad y acreditación de la verdad no dejaron lugar a ninguna duda razonable.

Asimismo, calificó de irrazonable la estrategia de la defensa respecto de que la víctima intentó salvar su situación de sanción económica por la infracción de los decretos de restricción de circulación, en el marco de las normativas impuestas por la pandemia de “Covid 19”.

A su turno, el abogado Cerbino, subrayó que el libro de guardia de la dependencia policial es un instrumento público y allí se registró todo lo ocurrido en esa jornada. En este sentido, manifestó que no figuraba ninguna novedad sobre la denunciante.  También consideró que es imposible que su defendida le haya ordenado a la victima que se desnudara, por la situación de incomodidad que le generaría a una mujer impartirle esa exigencia a otra mujer.

Finalmente, consideró que hay una duda muy razonable respecto de cómo ocurrieron los hechos en la comisaría de Rojas. En consecuencia, peticionó al juez penal la absolución de los acusados por aplicación del beneficio de la duda razonable.

Las manifestaciones finales del debate fueron realizadas por la víctima. En este marco la médica veterinaria agradeció el acompañamiento de la fiscalía, de la abogada María Laura Mansilla del Servicio de Asistencia a la Víctima del Delito y a los testigos.      

El caso

El hecho investigado por la fiscalía ocurrió el 29 de abril de 2020, en la comisaría de Ricardo Rojas. En esa ocasión, la víctima (médica veterinaria de la localidad) se presentó en la dependencia con la intención de dialogar con el personal policial. En tanto, al llegar al lugar, detrás de ella arribó el móvil policial. De ese vehículo, descendió el oficial inspector a cargo de la comisaría, Gabriel Cayupul.

Luego de discutir con la denunciante, el oficial la tomó de su brazo derecho y por la fuerza la ingresó a la dependencia policial. Finalmente, la arrojó en el baño de la comisaría.

Asimismo, se supo que unos minutos más tarde, ingresó la agente Gajardo. La empleada policial le indicó a la víctima que por órdenes del jefe de la comisaría tenía que desnudarse por completo.

Según manifestó la mujer policía, el fundamento de su exigencia era a los fines de poder constatar si la víctima llevaba entre sus prendas algún arma de fuego o cuchillo.

Más tarde, la acusada le ordenó a la víctima que se vistiera. Luego la trasladó a la oficina del responsable de la dependencia policial de Ricardo Rojas. Allí, el oficial Cayupul volvió a insultar a la mujer detenida.

A ello, se agregó que las autoridades policiales, en ningún momento le informaron los motivos de su detención. Por último, se indicó que la mujer permaneció retenida -de manera ilegal- por el plazo de dos horas aproximadamente.

Ficha del juicio

Juez: Ariel Quiroga

Ministerio Público Fiscal: Procuradora Marisol Sandoval- Abogado de Fiscalía Alexis Ubilla

Querellante: Abogado Gustavo Oyarzun

Servicio de Asistencia a la Víctima del Delito (S.A.V.D): Abogada María Laura Mansilla

Imputados: Gabriel Cayupul-Patricia Gajardo

Abogado Defensor: Carlos Cerbino

Fecha del hecho: 29/04/2020

Calificación legal: Delitos de privación ilegal de la libertad cometida por funcionario público en concurso real con vejaciones, en concurso ideal con abuso de autoridad, en el caso de Cayupul por dictar una orden ilegal, y respecto de Gajardo por ejecutarla, en carácter de coautores materiales (artículos 144 bis incisos 1° y 2°, 55, 54, 248 y 45 del Código Penal).

Lugar: Oficina Judicial de Sarmiento

 

Fuente: Comunicación Institucional MPF de Sarmiento

 

Musters Vinoteca
Banco Chubut
Orizon